Sigue mis pasos por email ;)

domingo, octubre 05, 2008

De qué vas

Quizá se deba a mi egoísta naturaleza, o a mis experiencias no vividas que, dicen, siempre pasan factura. Quizá es simplemente un caso de inmadurez. No lo sé, y me da igual. El caso es que, tengo ya (y el ya aquí, por imposible que parezca, es de vital importancia) 26 años y estoy harta de luchar por cada viernes o sábado noche de querer salir. Por cada cena fuera que cueste xxx euros, por cada puñetero capricho, viaje u experiencia.
A veces soy yo sola contra todos; y a veces son todos...y yo a parte.
Pero estoy cansada de contar las ocasiones en que me salgo con la mía (Y es que las matemáticas - aunque sea tan solo el contar números - siempre me aburrieron.)
¿Todo en pro de qué? De una estabilidad emocional y práctica que ni siquiera sé si es necesaria y/o importante. De una estabilidad que casi siempre creo que sí, lo es todo, pero que me deja sabores amargos en la esquina de cada semana.
Es como.."Toma esta enorme bocanada de aire durante estos 6 días y 23 horas y media" Pero el sabor de la media hora que he de pagar es tan amargo...
Ya no va de amor, amistad, o alegría. No va de sentimientos. Ni siquiera va de ti.
Va del ímpetu, las ganas, del por qué. Del dar sentido a la existencia.
Va de sentirse uno mismo y del reir con ganas. Va del disfrute del momento versus el ahogo en vida.

Para ser sincera...no sé de qué va. Pero el nudo en la garganta aprieta y la muerte en vida, incluso tras leer El retrato de Dorian Gray, nunca ha sido lo mío.

8 comentarios:

pau dijo...

Queremos vivir a mil por hora porque tenemos el sentimiento que la vida se nos escapa. Y sí, es cierto, la vida se nos escapa y mucho más rápido de lo que ahora, con veintiséis, puedes imaginar. Pero... hay tantas maneras de exprimirla y aprovecharla...

rafa dijo...

"Has cumplido con tu deber,
Hasta hoy,
Viejoespantapájaros."
(Raishi)

Haiku para inflamar el espíritu.

illa dijo...

Jeje, lo inflama lo inflama.

Anónimo dijo...

He llegado a tu blog a través de muchos vericuetos! Y he disfrutado de nuevo leyéndote y releyéndote.
Un beso muy grande de quien tuvo un Cuaderno Rojo.
PD. Te envío por mail mi invitación a mi blog, ok?

Anónimo dijo...

enhorabuena por la boda!!!!!!!!
-cuadernorojo-

DobleZero dijo...

Algunas veces, no queda mas remedio que ser egoista. Lo complicado es dosificar las dosis de egoismo.

Carlos dijo...

Hace años que llegué a la conclusión de que dejaría de luchar contra la vida y lo que haría sería disfrutar como siempre he soñado. Y ahora lo hago, sacrifiqué personas, lugares, trabajos y muchas cosas, pero es lo mejor que he hecho; a cambio he encontrado más personas, más lugares ...

yo mismo dijo...

umm, paseando por la red he llegado aquí . Me ha parecido muy bueno lo de la bocanada de aire para esos casi 7 días...hay cantantes q hacen canciones buscando "Cinco minutos de felicidad..." y nosotros gastamos semanas enteras para poder alcanzarlos. Parece que enlaza con "Serenidad". Sí.quizás se nos escapa algo.
Me ha gustado tu blog .Un saludo¡